Firma de la Constitución de 1917

La Constitución de 1917

Inicio » Siglo XX » La Constitución de 1917

La Constitución de 1917 introdujo muchos cambios a la sociedad mexicana, fue la primera constitución que incluyó muchos derechos sociales.

Antecedentes de la Constitución de 1917

En 1914, la fuerza militar más importante estaba bajo las órdenes de Francisco Villa. Carranza y uno de sus jefes militares, el sonorense Alvaro Obregón, tuvieron que abandonar la ciudad de México, donde se habían instalado desde agosto de 1914, debido a que villistas y zapatistas marchaban hacia la capital. Éstos entraron en la ciudad en diciembre de 1914 y establecieron su gobierno.
Después de algunos meses en la capital del país, Villa decidió ir a combatir a las fuerzas constitucionalistas de Obregón, pero el militar sonorense derrotó a los villistas y con ello el gobierno de la Convención perdió toda fuerza hasta disolverse.

Venustiano Carranza
Venustiano Carranza

Creación de la Constitución de 1917

Carranza entró de nuevo en la capital y convocó a un Congreso, que redactaría una nueva Constitución, del cual quedaron excluidos villistas, zapatetas y convencionistas. La mayoría de los diputados del Congreso Constituyente provino de sectores de la clase media civil y militar.
El resultado fue una innovación respecto a las constituciones existentes en todo el mundo por el establecimiento de las “garantías sociales”, incorporadas en los artículos 27 y 123.
El primero de éstos otorgó un carácter verdaderamente revolucionario a la Carta Magna, pues determinó que la propiedad de tierras y aguas correspondía a la nación y que el interés público estaba por encima de la propiedad privada. Otra vertiente importante de este artículo fue la distinción del suelo y el subsuelo, con lo que se retomó el dominio del subsuelo para la nación.
Por su parte, el artículo 123 fue el fundamento del nuevo régimen laboral. Fijó en ocho horas la jornada máxima de trabajo, reguló el descanso semanal, marcó el límite de trabajo de jóvenes entre 12 y 16 años y prohibió el trabajo de niños. Además, consagró el derecho de huelga y el de asociación sindical.
El artículo 3º también fue central, pues decretó la educación primaria como gratuita, obligatoria y laica, es decir, ajena a toda doctrina religiosa. Asimismo, la Carta Magna acabó con las viejas jefaturas políticas y proclamó el municipio libre como la base de la organización política territorial.
La Constitución de 1917 marcó un cambio en la función del Estado, pues lo obligó a regular la economía y la sociedad frente a una sociedad civil débil y fragmentada. Si bien la Constitución no reflejó la realidad del pueblo mexicano, sí mostró su voluntad de cambiarla.

¿Te ha sido útil este artículo?
1 Estrella2 Estrellas3 Estrellas4 Estrellas5 Estrellas
68 votos, 3,96 de 5 estrellas